miércoles, 22 de abril de 2015

Sentimientos de Montaña y Agua

Sentimientos de Montaña y Agua

Un sabio, Maestro del Guqin (antiguo instrumento chino), es transportado en el río por una niña; En un momento, el sabio desfallece perdiendo las fuerzas.
La niña, preocupada, lleva al sabio a su casa cuidándo de él.
Cuando el hombre se recupera advierte la destreza de la niña para la música y decide enseñarle a tocar el Guqin.

El film transcurre en la travesía de ambos hacia el aprendizaje de la niña, pasando por la absoluta belleza contemplativa de los acuarelados paisajes.

Un film sin diálogos cuya estructura sonora está cimentada en sonidos habituales de la naturaleza, dotando estos elementos un carácter profundamente meditativo y de contemplación.
Esta obra es considerada una obra maestra desde la forma en que el autor presenta el movimiento pictórico del paisaje, esta obra es la pintura de un paisaje en movimiento.
El estilo pictórico que influenció a Wei en la estética de esta obra es el llamado Shan shui, un estilo de la pintura china en el cual se involucra o representa escenarios o paisajes naturales, haciendo uso de pincel y tinta en vez de otras pinturas más convencionales. 
Las montañas, los ríos y usualmente las cascadas son objetos prominentes de esta forma artística. La pintura denominada de paisajes "montaña y agua", tiene como fundamento la armonía de los elementos yin-yang, el juego de las condiciones atmosféricas, de los estratos geológicos y de las texturas informes en blanco y negro y posee además una apropiación expresionista de la naturaleza muy alejada de la mimesis o imitación exacta, como sucede con la estética occidental. Únicamente en las pinturas cuyo objeto central son los vegetales, los animales, o los seres humanos se introduce el color en este tipo de pintura.
 

No hay comentarios.: